La victoria de una madre que considera que el mayor capital es el amor