Los rostros tras cinco productores de café especial en Risaralda.

150
0

A pesar de que somos zona cafetera, nunca había existido como ahora  tanto sentimiento de pertenencia con  este tipo de  café.  Parte de esta evolución nace del esfuerzo de los baristas y productores por educar a las personas de la región en su consumo.


 

 

Del 13 al 15  de Julio se llevó a cabo en el Centro Comercial Pereira Plaza la Feria del Café.

Allí pudimos encontrar algunas  tiendas y productores que vienen trabajando hace años en Risaralda, desde nichos de mercado y motivaciones diferentes.

Este tipo de eventos hacen parte de las estrategias que organizaciones, entidades privadas y caficultores independientes y articulados vienen desarrollando alrededor de la cultura cafetera.

Los asistentes, entre curiosos y amantes del café, pudieron disfrutar de charlas, música y diferentes exhibiciones relacionadas con esta cultura.

La #Ociosa estuvo deambulando por los corredores del lugar, probando diferentes cafés llenos de curiosidades, historias y deliciosos acompañantes.

La #Ociosa estuvo deambulando por los corredores del lugar, probando diferentes cafés llenos de curiosidades, historias y deliciosos acompañantes.

También nos topamos, entre tazas y charlas,  con  Juan David Mendoza, uno de los ponentes invitados. Habló acerca de  la  “tercera ola del café”, haciendo referencia a las nuevas tendencias en el proceso desarrolladas  con fortaleza desde hace más o menos una década.

En el caso de nuestra región  se han ido abriendo espacios donde convergen colectivos, productores, baristas, tostadores, marcas, entre otros.  

A pesar de que somos zona cafetera, nunca había existido como ahora  tanto sentimiento de pertenencia con  el café de origen.

Parte de esta evolución nace del esfuerzo de los baristas y productores por educar a las personas de la región en su consumo.

“Estamos volviendo al café como una fuente de ingresos, confiando nuevamente en nuestras raíces, generando una cadena de producción más sólida donde el trabajo colectivo es más notorio, permitiendo así,  más opciones de consumo para las personas”.

Selección Natural

No fue fácil escoger entre tantas opciones en la feria.

Sin embargo nos dejamos llevar por el instinto y el olor, y tenemos para ustedes las cinco tiendas  que nos cautivaron por su historia, nombre y valor agregado.

Y  aquí están.

LA PIAGGERÍA, la combinación perfecta.

Carlos y Natalia,  esposos, son los dueños de este  reciente emprendimiento con tan  solo 6 meses de creación.

Él  es un apasionado vendedor de obleas que en su época universitaria le decía con tono jocoso a su esposa: “Si la cosa se pone muy dura, yo saco mi tarro de obleas”.

Ella es arquitecta, y  una mujer alta, bella y extrovertida que  tiene siempre una sonrisa para quienes se acercan a su piaggo.

El piaggo o la piaggería es un automóvil ensamblado por Natalia Aristizábal en madera reciclada.

Carlos Andrés era  el encargado de recibir a todos los curiosos que se acercan a su estand una vez habían  leído: “Oblea Santandereana + Café”.


Es el  “casao” que ofrecen,  una mezcla extraña pero bastante generosa al paladar.

Y es que venderlo no es tan sencillo como parece y menos si en principio no eres un verdadero amante del café, y segundo, si los materiales de la oblea no se  consiguen fácilmente  en tu ciudad de origen.

Ahí  es donde radica la magia de La Piaggería.

Arequipe y galleta son traídos desde Florida Blanca, Santander, el lugar con la mejor tradición en obleas, y el café viene directamente de la Hacienda San Roque, un grano  excelso tipo exportación que acompaña de manera mágica la oblea santandereana gracias a su maridaje.

Está combinación luce tan bien como lo son Carlos y Natalia en pareja.

Ellos, una vez entendieron el ritual que rodea la producción de un buen café se quedaron para aprender y disfrutar de la mano de Frank Villada, un experto en la cultura cafetera.  

Él les enseñó a catar, a preparar  y finalmente a disfrutarlo tanto o más como los clientes que se acercan diariamente a su colorido Piaggo.

[sliderpro id=”175″]

 

¿Dónde encontrarlos?:
La Piaggería está ubicada en la calle 14 No. 19-37, Pereira.

Horarios de atención: lunes a sábado de 2 a 7 PM.

ASORROSA, y la fuerza del trabajo en equipo.

A pocos pasos del estand de  La Piagerría se encontraba ASOROSA, Asociación de Productores de Café de Santa Rosa, que cuenta con 9 años en el municipio promocionando los cafés de los pequeños caficultores.  

Un total de 160 productores trabajan dentro de esta asociación en alianzas con otros agentes para el beneficio de sus integrantes.

Entre los productos que hacen parte  encontramos chocolates a base de café, cascas caramelizadas con panela, café  Verde Excelso escogido manualmente con notas de panela y chocolate y el café característico de la asociación llamado Legado Montaña, con notas cítricas y caramelo.

James William (Presidente de ASOROSA) y Victor Alfonso Cuervo (Asociado)

 

¿Para qué ASOROSA?

La importancia de estas redes radica en su fuerza y perseverancia. Todos los ejercicios de los caficultores que hacen parte de la asociación se han visto volcados en un proceso completo  donde cultivo, elaboración  y venta se vuelven una cadena local que  brinda  más opciones al público, al tiempo que  fortalece  la economía de la región.

[sliderpro id=”176″]

 

¿Dónde encontrarlos?:
Tercer piso del Edificio Davivienda en Santa Rosa de Cabal.

CAFÉ PEREIRA, una tradición sembrada desde Costa Rica

Rubén Darío Peña y Carolina Ramírez Bueno, esposos, son los encargados de llevar al público la marca “Café Pereira”. Pertenecen a la Asociación Cafeteros de la Montaña y aunque no son los dueños, llevan la tradición cafetera en las entrañas.

El líder, desde los inicios de este producto, es Hernando Ramírez, abuelo de Carolina, yquien trajo las primeras semillas del café desde Costa Rica. Una variedad Arábiga que se instaló en los cafetales de la Hacienda Génova, vereda La Condina.

Con varias décadas  de labor en el negocio, solo hasta hace apenas  12 años se encuentra en el mercado como marca Café Pereira,  y con una producción totalmente propia hecha por Hernando, su familia y los trabajadores , es decir, sin ningún proceso fuera del lugar de origen: siembra, recolección, lavado, secado,  empacado, entre otros.

Con sus trabajadores tiene procesos de formación en inglés, con el fin de vincularlos en las rutas de café e intercambios culturales que ofrece en la hacienda.

Se  reconoce por su grano que es  14% más pesado frente a otros  dentro del mercado.

[sliderpro id=”177″]

 

¿Dónde encontrarlo?
Pueden comprarlo a través de su página web www.cafépereira.com en su tienda virtual o a los números que allí aparecen.

CAFÉ SÍMBOLO, de la finca a la oficina.

Esta empresa de Santa Rosa de Cabal se caracteriza por tener un café cultivado a una altura de 1.700 msnm, principalmente en la vereda El Español. Sin embargo dentro de Café Símbolo participan caficultores de otras veredas.

Allí se hace todo el proceso, desde el campo hasta la taza,  incluyendo el secado (al sol y en silos)  y la molienda.  

El valor agregado de Café Símbolo radica en su frescura.

Su público objetivo es el corporativo, personalizan el producto de acuerdo a sus clientes para el consumo interno en empresas, en eventos o centros artesanales.

La imagen de café símbolo es llamativa y detallada.

La simpleza y la pertenencia con la región cafetera atrajeron  de inmediato a quienes pasaban  la mirada por la mesa interactiva instalada en La Feria del Café.

Allí se  simulaba el proceso del café desde que está en la “matica” hasta que termina finalmente en la tostión y molienda. Un hermoso proceso con cual todos los colombianos deberíamos estar en alguna medida familiarizados.

[sliderpro id=”178″]

 

¿Dónde encontrarlo?:
En la Cra. 14 No.  34 -10, sector Italia,   Santa Rosa de Cabal, Risaralda. Pedidos a través de su página web www.cafesimbolo.com

CAFÉ LA CLARISSA, y un cultivo por todo lo alto

Caldas y Risaralda se unen en un producto, Café La Clarisa.

Un café de altura, de origen, especial, cultivado en Risaralda, Caldas, a 1.720 msnm y distribuido en Pereira.

Es un café que tiene un proceso de secado al sol, y  debido a la altura su periodo de maduración es más lento,  aumentando  sus dulzores y sabores en el grano.

La Clarisa además de ser un café de origen garantiza también la producción desde el cultivo hasta la  taza. Se hacen cargo  de recolección, lavado, secado, almacenamiento, trilla, tostión, empaque,  y en ocasiones, lo ofrecen al cliente en degustaciones en  taza.

En cuanto al proceso puntual de tostión es media-suave, al igual que su molienda.

Lo mejor de todo es que semanalmente hay tostión, lo que garantiza a sus consumidores un producto homogéneo y de buena calidad.

La Clarisa ofrece además  otros servicios  como estand y maquila de cafés especiales  para eventos, regalos, entre otros,  y próximamente venta de café verde en grano.

[sliderpro id=”179″]

 

¿Dónde encontrarlo?:
A través de redes sociales como @cafelaclarisa, servicio a domicilio en todo Pereira sin costo adicional

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí