9 destinos para disfrutar y vivir la Semana Santa

27
0

Colombia es sin duda un excelente destino para vivir la Semana Santa, y en La Cebra Que Habla preparamos 9 destinos a tener en cuenta donde encontrarás atractivos perfectos para disfrutar en esta Semana Mayor


 

En Semana Santa muchos encuentran la excusa perfecta para salir y conocer la diversidad de Colombia y viajar por ella, otros, más devotos, quieren vivir experiencias santas en lugares donde las tradiciones religiosas siguen vigentes, y la intención de algunos más es interactuar y conocer más sobre la cultura, la gente y tradiciones de destinos para ellos poco conocidos.

Independiente de cuál sea tu interés, elegir un lugar en el mapa, ya sea por su tradición religiosa o diversidad cultural y natural, es una experiencia gratificante. Por esto, en La Cebra Que Habla preparamos 9 destinos a tener en cuenta donde encontrarás atractivos perfectos para disfrutar en esta Semana Mayor.

 

1. Pasto (Nariño)

La riqueza natural de Pasto, y del departamento de Nariño, es enorme. Uno de los mayores atractivos es caminar por bosques de niebla y apreciar ríos y cascadas en reservas naturales y en Parques Nacionales Naturales. Podrás disfrutar de comidas típicas como el Cuy, helado de paila, masato de arroz, empanadas de pipián, entre otros más.

 

Volcán Galeras, Pasto-Nariño. Fuente Wikipedia, foto por Juan Camilo Martínez

 

Pero, también en Pasto, encontrarás una majestuosa construcción de estilo neogótico ubicada sobre el cañón del río Guáitara – “el milagro de Dios sobre el abismo”- el Santuario de las Lajas. Cuenta la leyenda que allí fue donde una indígena encontró plasmada la imagen de la Virgen del Rosario en una laja en 1754.

Es uno de los lugares más imponentes, mágicos y hermosos de Colombia, una estructura de una altura máxima de 100 metros que te hará sentir la inmensidad del lugar. Podrás apreciar el Santuario como un todo y también en sus detalles: los vitrales, obras de arte, su estilo y estructura, ornamentos religiosos, así como las placas de agradecimiento donadas por quienes han recibido favores.

 

Santuario de las Lajas. Fuente Wikipedia, foto por Diego Delso

Una vez en este destino, podrás caminar por sus alrededores, conocer la zona y luego acercarte al Santuario, donde podrás asistir misa o conocer de primera mano la arquitectura e historia de la construcción.

 

2. Popayán (Cauca)

Popayán es conocida como “la ciudad blanca” porque en el centro histórico toda su infraestructura arquitectónica es de color blanco. Este es uno de los destinos preferidos, por nacionales y extranjeros, para pasar la Semana Santa y apreciar todo su maravilloso encanto.

 

Alcaldía de Popayán, en el Centro Histórico

 

Esta ciudad era la capital de la Gran Colombia antes de la Independencia, por lo que se destacaba como el epicentro cultural y económico de la zona. Su recorrido histórico, la devoción de la gente y la majestuosidad de sus procesiones han hecho que Popayán se conozca como la Jerusalén de América y sea considerada como uno de los destinos más atractivos en Latinoamérica para vivir los actos litúrgicos.

La Semana Santa es una celebración que empieza a prepararse meses antes. Las esculturas de la procesión han sido talladas por artistas europeos y latinoamericanos, y los encargados de salir en los eventos con las imágenes tienen una tradición que pasa por generaciones.

 

Procesión de Semana Santa en Popayán. Fuente Wikipedia, foto por Policía Nacional de Colombia

 

Otro de los atractivos que se pueden disfrutar durante la Semana Mayor es el Festival de Música Religiosa, el más antiguo de América. En 2009, la Unesco declaró estas actividades religiosas como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad.

 

3. Buga (Valle del Cauca)

Este municipio del departamento del Valle del Cauca, rodeado de cultivos de caña de azúcar, hace parte de la Red de Pueblos Patrimonio y se enorgullece de su basílica, que alberga la imagen del Señor de los Milagros.

Buga, siendo una de las ciudades más importantes del departamento del Valle como centro colonial y religioso, anualmente recibe miles de personas que van a venerar la imagen del Señor de los Milagros. Entre otras cosas, podrás disfrutar de comidas típicas como el sancocho de gallina, los aborrajados y el pandebono.

 

Basílica del Señor de los Milagros de Buga. Fuente Wikipedia, foto por Ciyviajero

 

El carácter devoto de esta ciudad se debe, cuenta la historia, a un fenómeno de intervención divina: un crucifijo que crecía día a día en la casa de una lavandera, hasta alcanzar su actual tamaño. Por tal milagro, en donde era la casa de la dueña del Cristo, se construyó en 1907 la basílica del Señor de los Milagros, y que hoy en día se llena de fieles.

 

4. Pereira (Risaralda)

Pereira es uno de los municipios que hace parte del territorio declarado por la UNESCO en 2011 como Patrimonio de la Humanidad: el Paisaje Cultural Cafetero. Capital del departamento de Risaralda, es fruto de la colonización antioqueña, sus habitantes conservan rasgos de la cultura de los arrieros, como la amabilidad y el emprendimiento.

En la ciudad y sus alrededores podrás practicar deportes de aventura, disfrutar de aguas termales y visitar reservas naturales y espacios dedicados a la cultura, entre otras actividades. El verde estará a la orden del día: montañas sembradas con café y plátano, valles en los que se ven guaduas y cultivos de caña de azúcar, páramos con picos nevados y embalses naturales.

 

Panorámica de la ciudad. Foto por Felipe Ospina

 

La agenda religiosa, los recorridos cafeteros y el avistamiento de aves son los principales atractivos que tiene la ciudad durante la Semana Santa. Esta última se ha destacado como una de las más hermosas y solemnes de todo el país, una tradición que se renueva cada año con la participación activa de miles de feligreses que han heredado y conservado esta gran celebración religiosa.

Uno de los actos que más llama la atención es la realización de la Semana Santa de los niños, con procesiones que se realizan de lunes a miércoles como ante sala a los días santos.

 

Interior de la Catedral Nuestra Señora de la Pobreza, donde inician y terminan las procesiones. Fuente Wikipedia, foto por Juanda

 

La cultura también se hace presente en esta conmemoración, la banda sinfónica de Pereira realiza conciertos en cada una de las principales parroquias de la ciudad, en medio de las procesiones del Santo Sepulcro (viernes santo) y de la Soledad (sábado santo) instalan balcones líricos desde donde se interpretan obras alusivas a la tradicional conmemoración.

 

5. Jericó (Antioquia)

Es uno de los Pueblos Patrimonio de Colombia en donde podrás conocer su arquitectura y casas coloridas producto de la colonización antioqueña. Uno de los atractivos es recorrer los 17 templos y recintos sagrados y conocer la casa en la que nació la Madre Laura Montoya, la única santa colombiana, canonizada en 2013.

 

Iglesia de Jerico con la Imagen de Santa Laura. Fuente Wikipedia, foto por Johnny Cabrera

 

Jericó, además de sus paisajes, muestra toda una historia religiosa. El centro de la celebración de Semana Santa es la parroquia del Inmaculado Corazón de María; desde allí inician y finalizan casi todas las ceremonias.

 

6. Bogotá (Cundinamarca)

Bogotá es la capital y la ciudad más grande de Colombia. Es el punto de convergencia de personas de todo el país, es diversa y multicultural y en ella se combinan construcciones modernas con otras que evocan su pasado colonial.

Tiene todas las virtudes de una ciudad Cosmopolita: un lugar ideal para hacer negocios, conocer la historia, y disfrutar de la gastronomía, cultura, naturaleza, eventos y mucho más. Las actividades y planes están a la orden del día y para todos los gustos.

En materia religiosa, uno de los sitios más emblemáticos de la capital del país es el Santuario del Señor Caído de Monserrate, ubicado a 3.162 metros sobre el nivel del mar, al que se puede llegar a través de un sendero de piedra o de un funicular. Como también el Santuario del Divino Niño en el 20 de Julio que todos los años congrega a miles de visitantes para la celebración de la Semana Mayor.

 

Santuario del Señor Caído de Monserrate. Desde allí se tiene vista panorámica de la ciudad. Fuente Wikipedia, foto por Pipeafcr

 

Encontraremos también la Catedral Primada, una de las más reconocidas del país, ubicada en el centro de la ciudad, mostrándose imponente en medio de la gran Plaza de Bolívar.

Estando allí podrás entrar a la Catedral, un edificio de estilo neoclásico y donde actualmente funciona el Arzobispado de Bogotá. Fue declarada Catedral Primada en 1823, y en su interior reposan los restos de destacados personajes de la historia colombiana y de la ciudad como el fundador de Bogotá Gonzalo Jiménez de Quesada, el precursor de la independencia Antonio Nariño o el pintor Gregorio Vásquez de Arce y Ceballos.

 

Catedral Primada. Fuente Wikipedia, foto por Pedro Szekely

 

Por su significado histórico y su valor arquitectónico y cultural fue declarada Bien de Interés Cultural por el Ministerio de Cultura.

 

7. Zipaquirá (Cundinamarca)

En esta población podrás conocer la Catedral de Sal, conocida como la Primera Maravilla Colombiana a nivel nacional e internacional, y que fue construida en el fondo de una mina de sal. Alberga la imagen de la Virgen del Rosario, patrona de los mineros, y diferentes esculturas hechas de sal y mármol.

En 2017 obtuvo dos importantes reconocimientos internacionales: “Único Templo Subterráneo del Mundo” y “Segundo Lugar de Culto Más Impresionante del Planeta”.

 

Catedral de sal de Zipaquirá. Fuente Wikipedia, foto por Jimmy Baikovicius

 

Son 180 metros bajo tierra que albergan un templo tallado completamente en sal, acogiendo más de 600.000 visitantes al año. Entre sus atractivos, para conocer y vivir esta Semana Santa, se encuentra el Viacrusis, un recorrido de 386 metros en donde están ubicadas las 14 estaciones que representan el camino de Jesucristo hacia la crucifixión y sepultura.

 

8. Pamplona (Norte de Santander)

Perteneciente al departamento de Norte de Santander, en límites con Venezuela, este distrito es el centro de la cultura santandereana. Es una ciudad propia para el turismo religioso debido a sus diferentes espacios dedicados a la fe católica.

En el periodo colonial, Pamplona se caracterizó por ser un corredor mercantil y vial, pues desde allí partían expediciones hacia territorios aún desconocidos, de ahí que sea llamada “la ciudad fundadora de ciudades”. En esta hermosa ciudad podrás conocer la arquitectura que refleja la historia del catolicismo y del legado evangelizador desde la Colonia.

 

Catedral Santa Clara, en el sector antiguo de la ciudad. Fuente Wikipedia, foto por Martinduquea

 

En la Semana Mayor el evento principal es la semana santa infantil, donde cientos de niños de los colegios participan en las procesiones y demás actos protocolarios. Vestidos de monjas, nazarenos, cargueros, entre otros, cumplen los roles de las procesiones y salen a desfilar por las calles de Pamplona.

En el marco de esta celebración religiosa también ocurre el Festival Internacional Coral de Música Sacra, declarado Patrimonio Cultural de la Nación en 2013, cuyo escenario principal es la Catedral Santa Clara de Pamplona.

 

9. Santa Cruz de Mompox (Bolívar)

Situado al norte de Colombia, en el departamento de Bolívar, es un lugar suspendido en el tiempo, declarado como Monumento Nacional en 1959. La principal y más turística vía de acceso es el río Magdalena, aunque también se puede llegar por tierra y aire.

Es uno de los 17 pueblos patrimonio que tiene Colombia, fue declarado Patrimonio Histórico y Cultural de la Humanidad por la Unesco. Allí podrás conocer su arquitectura colonial, visitar la emblemática iglesia de Santa Bárbara y aprender sobre la técnica artesanal de la filigrana que hace parte de la joyería tradicional momposina.

 

Iglesia de Santa Bárbara

 

“La ciudad de Dios” o “La ciudad valerosa”, como es conocida, es mundialmente famosa por la forma como celebra la semana santa. Se celebran sus procesiones desde 1564 y mantienen muchas de las costumbres de la época. Desde el jueves santo comienzan los actos conmemorativos y la ciudad se convierte en uno de los destinos del turismo religioso más importantes del país.

Uno de los días más emblemáticos es el miércoles santo, donde los habitantes se visten con sus mejores trajes para dar, en el cementerio, una serenata a los difuntos.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí