El cambio climático se manifiesta a través del agua

71
0

Especial Día Mundial del Agua |

Oro líquido u oro azul, así le llaman a esa sustancia líquida que no tiene olor, sabor, ni color. Aquella que forma ríos, lagos, que desemboca en los mares. Esa que cae de la ducha cuando tomamos un baño, la que saboreamos cuando mezclamos con verduras, especias y alguna proteína en un caldo casero (muy necesario para esta época de bacterias). La que potencia el sabor de las hierbas cuando se calienta y se sirve a manera de té caliente o que se mezcla con frutas y disfrutamos en jugos. La que necesitamos cuando tenemos sed y se usa para limpiar y cocinar los alimentos. Esa que el cuerpo necesita para cumplir sus funciones básicas como bombear sangre para que las células se oxigenen y podamos caminar, pensar y también mantener la casa limpia de la mano del jabón, ahora más que nunca en tiempo de peste.

 

Una foto capturada entre el camino de Santa Rosa a la Florida en Pereira-Risaralda. El agua de río, fresca, que baja desde las montañas y abastece a nuestras ciudades.

 

En fin, mucho se puede decir de la dependencia vital que tenemos con el agua, pero más que decir hay una necesidad de tomar acción para su cuidado. El agua mantiene la vida como la conocemos, entonces, ¿cómo podemos volvernos conscientes de que no es un recurso renovable si no tomamos los controles y cuidados que requiere? ¿Se imaginan qué pasaría si en este momento de cuarentena nos quedáramos sin agua en casa? ¿Se imaginan cómo hacen las comunidades que en este momento no tienen agua y tienen la crisis bacteriana encima? Son algunas preguntas para reflexionar.

El Día Mundial del Agua se celebra el 22 de marzo de cada año desde 1993, después de que se proclamara esta fecha por las Naciones Unidas un año antes con el objetivo de crear conciencia en el hombre de la importancia de cuidarla para poder vivir.

Mucha de la escasez de agua que se vive en el mundo y la precariedad en el abastecimiento para muchas comunidades, tiene que ver con la industria y los malos manejos de sus procesos de producción, pero otra parte es el mal uso en nuestras casas, eso sin hablar del problema que el cambio climático trae:

El cambio climático se manifiesta a través del agua. Nueve de cada diez desastres naturales se relacionan con el agua. Los riesgos climáticos vinculados con el agua se extienden en cascada a través de los sistemas alimentarios, energéticos, urbanos y ambientales. Si se quieren lograr los objetivos relacionados con el clima y el desarrollo, el agua debe estar en el centro de las estrategias de adaptación. Página del Banco Mundial

Hay tantas cosas que no sabemos y tantas que pasamos por alto por insensibles y a veces por ignorantes. Y así como hoy las bacterias nos están recordando que no somos tan importantes como nos creemos, el agua, el mal uso del agua, nos está advirtiendo a través del cambio climático que si no nos morimos asfixiados, quizás muramos de deshidratación o insolación por no cuidar lo que nos da la vida.

Dejamos algunos consejos para los cuidados del agua en casa.

 

 

 

Pueden aportar a este especial con consejos propios en comentarios. La intención de esta nota no es generar más pánico del que la información en redes sociales trae en tiempos de Coronoavirus, lo que queremos es generar información que sea útil y que lleve a la reflexión comunitaria, la solidaridad nos salva a todos y esa es una gran enseñanza de la pandemia que estamos enfrentando actualmente.

 


 

Te dejamos algunos contenidos que durante la existencia de La cebra que habla se han realizado respecto al agua y la relación no solo básica que hemos llegado a tener con ella. Estos contenidos propuestos son para maravillarnos, para reflexionar y para invitar a cuidar, para que las historias futuras no sean desde la remembranza de lo que fue y para lo que servía.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí